martes, 29 de junio de 2010

Karlovy Vary

Hace años que en Karlovy Vary vi una niña enferma. Y tenía en la mano una jarrita, que llenaba de agua y de esperanza. Se me quedó grabada para siempre. Y tenía unos ojos irreales. 

miércoles, 23 de junio de 2010

El mago Borromini

Hubo otros que proyectaron el mundo e hicieron del cielo ese recorte azul entre las cúpulas. Pero Borromini alzó los templos donde no había suelo, prolongó al infinito lo acabado, de la nada y la técnica hizo la magia.


jueves, 17 de junio de 2010

Intentar definirla

La poesía no es juego, ni es tampoco artificio, ni ejercicio mecánico. No es el conocimiento de las normas ni la lectura de los grandes. No es la belleza porque sí ni las palabras dulces. Tiene poco o nada que ver con la escritura: la poesía no es el poema, ni tampoco el poeta, porque es ajena a ellos. Algunos, sólo algunos, la tienen de vez en cuando. Es algo así como una inclinación del espíritu, que no consiguen todos los que la buscan y que otros poseen sin pretenderlo. Como un velo en los ojos y un "no sé qué" que lo cruza para salir de la mente al mundo y del mundo a la mente, y que se posa donde otros no ven nada. Y a veces simplemente está ahí y ninguno sabemos lo que es. Intentar definirla es un esfuerzo en vano.

domingo, 13 de junio de 2010

La muerte serena

Dante vio en su sueño a Beatriz muerta. El mundo parecía estar temblando de dolor y enloquecido, allí, fuera de la habitación donde ella reposaba. Dentro, Beatriz estaba serena.
De igual modo a Ilaria del Carretto la vida la ha abandonado suavemente, casi como si se marchase sigilosa para no despertarla. Y la ha dejado soñando un sueño dulce y con el último suspiro en la sonrisa.

viernes, 11 de junio de 2010

The Bewlay Brothers

Esta canción es una de mis favoritas de Bowie. Es primero la calma absoluta y casi adormecida. Y de pronto el viento y el rayo. Y de nuevo la calma y la vuelta a empezar. Y por fin la locura y esa voz salida de la pesadilla de un niño.


jueves, 10 de junio de 2010

El tiempo detenido


Me intranquiliza. La bala ya ha pasado y sigue ahí; y el cuerpo no está ni en la vida ni en la muerte, sino en la delgada frontera entre dos mundos.

sábado, 5 de junio de 2010

Angustia de mente y alma

"El entendimiento cabal no lo tiene
quien no haya experimentado la inmensidad
del arte y de la vida."
(Miguel Ángel)

"Vivo aquí en gran angustia y con la mayor fatiga corporal; no tengo amigos ni los busco. Ni siquiera tengo tiempo bastante para comer lo necesario."
(Miguel Ángel a su hermano Buonarroto, 1509)

"Vivo de una forma sórdida, sin reparar ni en la vida ni en los honores (es decir, en el mundo) y padezco las mayores privaciones e innumerables aflicciones y temores (mille sospetti)."
(Miguel Ángel a su padre, 1512)

"Es terrible, como veis, y no se le puede tratar."
(Julio II a Sebastiano de Piombo, 1512)

"He hecho todo lo posible para acrecentar vuestros intereses y honra. No habiéndome dado cuenta antes de que nunca hacéis una merced a nadie y de que, empezando por mí mismo, el esperar una gracia de vos sería lo mismo que querer que el agua no mojara. Tengo razón en lo que digo, puesto que a menudo hemos tenido discusiones, y que sea maldito el día en que dijerais algo bueno de cualquier persona de esta tierra."
(Jacopo Sansovino a Miguel Ángel, 1517)

"Nadie trabó relaciones conmigo jamás (hablo de los jornaleros a los que no hice el bien con todo mi corazón). Después una mala pasada de mi genio o alguna locura (pazzia), que dicen que es propio de mi naturaleza, que no perjudica a nadie más que a mí, les da pie para hablar mal de mí y calumniar mi carácter."
(Miguel Ángel a Pietro Gondi, 1524)

"Soy un hombre pobre y de poco mérito, que sigue trabajando en el arte que Dios me dio, para alargar mi vida lo más posible."
(Miguel Ángel a Nicolás Martelli, 1542)

"La pintura y la escultura, el trabajo y la buena fe han sido mi ruina y ando continuamente de mal en peor. ¡Mejor me hubiera sido dedicarme a hacer cerillas en mi juventud! No tendría tal angustia de alma."
(Miguel Ángel a Luigi del Riccio, 1542)

"Diréis que estoy viejo y loco; pero yo contesto que no hay otro método mejor para seguir sano y libre de aflicciones que estar loco."
(Miguel Ángel a Giovan Francesco Fattuci, 1549)

"Mi alegría es la melancolía.
Mi reposo son estos apuros."
(Miguel Ángel)

Citas extraídas del ensayo Nacidos bajo el signo de Saturno de Rudolf y Margot Wittkower.

jueves, 3 de junio de 2010

Matar a una mosca

Quizá sea ésta la escena más impresionante de Psicosis. No hacen falta la sangre ni la muerte, ni tampoco el terror de lo imprevisto. Sólo los ojos y los labios. Y un retrato de la locura pocas veces igualado. No en vano el rostro de Anthony Perkins me recuerda a los enfermos mentales de Géricault.